Primary links

BIENVENIDAS Y BIENVENIDOS AL ARCHIVO(1994-2014) de la Red de Solidaridad de la Maquila. Para información actual sobre nuestro trabajo sobre salario digno, derechos laborales de las mujeres, libertad de asociación, responsabilidad social empresaria y salud y seguridad en Bangladesh visiten nuestro sitio web, lanzado en octubre de 2015 www.maquilasolidarity.org/es

Acuña, México: Fraude y hostigamiento manchan la votación por la representación sindical

14-11-2012

El Sindicato Nacional de Mineros (Los Mineros) de México cuestionó los resultados de la elección por la representación sindical en la fábrica de autopartes PKC, de propiedad finlandesa en Ciudad Acuña, México.

Según el conteo oficial, los Mineros perdieron la votación por un margen estrecho (2,311 a 2,509) con un “sindicato de protección,” afiliado a la Confederación de Trabajadores de México (CTM), que era apoyado por la empresa.

“Si el proceso hubiera sido transparente y legal, los Mineros hubieran ganado sin duda alguna,” dijo Julia Quiñonez, del Comité Fronterizo de Obreros (CFO), que estuvo dando asesoría y apoyó a las trabajadoras(es) de PKC.

Ella señaló una serie de anomalías el día de la elección, incluyendo el listado que proporcionó  la empresa con aproximadamente 2,000 trabajadoras(es) “inactivas”, permitirle votar a empleados de confianza (ingenieros, personal administrativo, supervisores), no permitir que los votos se contaran abiertamente, y negarle a los comités sindicales el derecho a revisar las identificaciones de los votantes.

Hizo también notar que el empleador había vuelto a contratar a varias trabajadoras(es) entre dos semanas a un mes antes de la elección, para poder incluir sus votos. Ahora que terminó la elección, esas trabajadoras(es) ya no están empleadas en la empresa.

Además de estos ejemplos descarados de fraude en la elección misma, en los meses anteriores a la votación, la gerencia de PKC estuvo favoreciendo activa y abiertamente a la CTM y hostigando y amenazando a los simpatizantes del sindicato de los Mineros.

Según los Mineros, a los delegados de la CTM les dieron carta blanca en la fábrica permitiéndoles tener reuniones con una audiencia cautiva de trabajadoras(es), mientras que a los representantes de su sindicato independiente se les negó la entrada.

La empresa expresó abiertamente su apoyo a la CTM, diciendo a las trabajadoras(es) que debían votar por el “sindicato oficial” por su propio bien y por el bien de la empresa. Hubo amenazas constantes de que la fábrica cerraría y las trabajadoras(es) perderían sus empleos si los Mineros ganaban la votación, amenazas que fueron repetidas incluso en los medios de comunicación locales.

La falta de respeto de PKC por la libertad de asociación fue confirmada en un programa de la televisión finlandesa, en el cual el CEO de la empresa, Harri Soutari, admitió que la CTM “probablemente no era un sindicato real en el sentido finlandés o europeo… pero que el empleador podía protegerse de esa manera y que así lo habían hecho.”

En respuesta al programa de televisión y a las protestas de los accionistas, PKC emitió un comunicado de prensa explicando que “la ley mexicana permite a los sindicatos registrar representantes de las trabajadoras(es) sin tener en cuenta la voluntad de los empleados…”
Según Quiñonez, “la gente no votó por la CTM porque apoyaran a ese sindicato, la CTM no ha hecho nada para ayudar a las trabajadoras(es). Aquellos que votaron por la CTM lo hicieron porque tenían miedo de que la empresa cerrara, fueron víctimas de la intimidación de la empresa.”

A pesar de los resultados fraudulentos de la votación, el sindicato siente que se obtuvo un avance significativo hacia ganar un sindicato independiente. En una columna de opinión en La Jornada, el dirigente de los Mineros, Napoleón Gómez Urrutia, comentó que dado el nivel de fraude y hostigamiento relacionados con la votación, “de ninguna manera los obreros fueron derrotados, sino que inauguraron un camino de dignidad y autonomía sindical que en el futuro revertirá el resultado desfavorable de los días recientes.”

Share this